Causas del mal clima laboral en las empresas

Obstáculos que impiden el desarrollo profesional

Crecer o desarrollarse como profesional es una meta que muchos se proponen pero que no todos logran y eso es debido a ciertos obstáculos pero que una vez superados permitirán tener el tan anhelado crecimiento.

 
1.     Falta de una buena planeación.
Para tener un buen desarrollo personal es necesario tener claros los objetivos a corto, mediano y largo plazo de lo contrario podemos correr el riesgo de desviarnos de la meta final o de simplemente quedarnos estancados en algún punto y no seguir en el proceso del crecimiento. Una buena planeación también implica conocer los diferentes obstáculos que podrían presentarse y crear estrategias ya sea para prevenirlos o para saber cómo hacerles frente. Tener una buena planeación también implica la capacidad de analizar, evaluar y de hacer los cambios necesarios cuando algo no está funcionando.
 
2.     Malos hábitos.
Si no estas teniendo un crecimiento profesional como te gustaría es momento de hacer un análisis personal para saber si hay alguna idea o habito arraigado que te esté impidiendo avanzar. Es necesario hacer un análisis para responder ciertas preguntas cómo ¿de que manera estoy usando mi tiempo? ¿Pierdo tiempo en cosas que me alejan de mi objetivo? ¿cómo enfrentó los problemas, los evito, los niego o les hago frente? ¿Cómo uso mi tiempo libre? ¿tengo un descanso adecuado? Al responder estas preguntas podrás darte cuenta si hay hábitos que debes cambiar para crecer profesionalmente.

3.     Procrastinar.
La procrastinación es uno de los malos hábitos que deben ser erradicados pues esa acción solo te aleja de tus objetivos haciendo que te enfoques en asuntos no prioritarios para tu crecimiento profesional. Procrastinar las actividades o responsabilidades que te ayudarán en tu crecimiento como profesional dejándolas para después es una grave riesgo pues podrías estar dejando pasar buenas oportunidades. Para dejar de procrastinar es necesario dejar la pereza y salir de la zona de confort que muchas veces impide avanzar. Recuerda que ese “mañana lo hago” quizá nunca llegué, es mejor iniciar ahora para lograr esos objetivos que buscas.


4.     Falta de formación.
El crecimiento profesional no llega por sí solo, es fundamental mantenerse actualizado en cuanto a conocimiento y habilidades adecuadas dentro del ámbito profesional. Esta formación debe ser continua y si bien en algunas ocasiones será necesario invertir dinero no siempre será así y solo necesitarás invertir de tu tiempo cada día, por ejemplo, hoy en día puedes encontrar cursos online gratuitos o a bajo costo. Otra forma de mantener una formación continua es mediante los libros, videos, seminarios, entre otros. En esta formación también es necesario no solo enfocarse en el área profesional sino también en el área personal.
 
5.     Pensamientos de inferioridad.
Muchas personas tienen todas las posibilidades para crecer dentro del ámbito  profesional pero no lo hacen porque ellos mismos se impiden dicho crecimiento a causa de los sentimientos de inferioridad o de las ideas negativas sobre sí mismos. Aquí encontramos también otro mal hábito: el autosabotaje, es decir impedirnos a nosotros mismos el llegar a nuestras metas por creencias negativas sobre nosotros mismos como el creer que no tenemos la capacidad o que cumplir las metas solo traerá más problemas y complicaciones.  Para un crecimiento profesional es vital quitar esos pensamientos y seguir adelante.


Para un buen crecimiento profesional lo ideal es hacerla frente a dichos obstáculos lo antes posible. Si notas que es algo que no puedes hacer solo recuerda que puedes solicitar ayuda profesional para vencer esos obstáculos y tener un buen desarrollo profesional.

También te puede interesar 
Recuerda compartir y seguirnos en las redes sociales.
sígueme en Instagram siguenos en Twitter siguenos en facebook

Comentarios