Causas del mal clima laboral en las empresas

Importancia de prepararse para una entrevista de trabajo

Tener una entrevista laboral es un paso que acerca al candidato para ser aceptado como trabajador en ese lugar, eso quiere decir que es un momento sumamente importante pues de los resultados de la entrevista depende el ser contratado o no. Es por ese motivo que no se puede tomar a la ligera una entrevista e ir a ella sin una preparación previa que ayude a hacer más ligera la entrevista y a destacarse de entre los demás candidatos. Antes de una entrevista toma en cuenta los siguientes puntos.

 
1.     Preparar las posibles respuestas.
No es lo mismo llegar a la entrevista con ideas frescas de lo que podrías decir a llegar con la mente en blanco, en el primer caso la persona se desenvuelve mejor y responde rápidamente, es además capaz de dar la mayor información en el menor tiempo posible, lo cual le da ventaja sobre otros; en el  segundo caso las respuestas suelen ser más cortas y el tiempo para responder suele ser más largo. ¿Podrías mencionar en este momento cómo resolviste un problema en tu anterior trabajo? ¿O enumerar tus fortalezas y debilidades? No es necesario -ni recomendable- que te aprendas las respuestas de memoria sino que tengas un panorama amplio de lo que podrías responder a cada pregunta.
 
2.     Cuidar el lenguaje corporal.
Cuando hablamos no solo es importante lo que decimos sino también lo que comunicamos mediante el cuerpo, cómo saludas, cómo te sientas, qué expresiones usas cuando estás hablando y qué reflejan estás. Por eso es fundamental que practiques en casa cada uno de estos aspectos para no enviar mensajes contradictorios o erróneos a la hora de realizar la entrevista. Cuida la mirada, así como el tono voz y la velocidad con la que hablas. Si te preparas tu postura será segura, tu hablar será el adecuado y evitarás que los nervios te jueguen en tu contra.
 
3.     Conocer puntos fuertes y débiles.
Si en este momento tuvieras que escribir 5 fortalezas tuyas y 5 debilidades, ¿podrías hacerlo sin perder tiempo o sin pensar demasiado en la respuesta? Conocer de antemano esas características tuyas no es importante solo para ahorrar tiempo durante la entrevista sino para saber cómo te ayudarán en el trabajo, en el caso de las fortalezas y, cómo podrías contrarrestarlas en el caso de las debilidades. Es necesario además que tengas presente ejemplos prácticos que respalden tus fortalezas y por qué, aunque los demás tengan esas características, eres diferente al resto de candidatos.


4.     Preparar preguntas.
Generalmente se piensa que en una entrevista laboral el reclutador es quien hace las preguntas y el candidato es quien responde, en términos generales sí, sin embargo esto no quiere decir que el candidato no pueda hacer preguntas y muchas veces esa es la clave para saber si realmente está interesado en el puesto. Si no quieres quedarte con la mente en blanco ante la pregunta “¿tienes alguna pregunta?” Lo ideal es de antemano preparar algunas 
preguntas como, ¿cómo es el clima laboral aquí? o ¿qué tipo de capacitación hay en la empresa? Recuerda que hacer este tipo de preguntas denotará interés de tu parte y eso será bien visto por el reclutador, eso sí recuerda que es mejor no hacer preguntas, todavía, acerca del salario o de las vacaciones o días libres.
 
5.     Ayuda a calmar los nervios.
Sentir nervios durante la entrevista laboral es algo que le sucede a muchos, algunos se llevan un mal sabor de boca y fracasan en su entrevista mientras que a los otros les va mucho mejor; la diferencia radica en poder controlar los nervios y una manera de hacerlo es preparándose previamente. Antes de ir a una entrevista debes tener claros tu trayectoria profesional, tus logros, los problemas que enfrentaste y las soluciones dadas, tus fortalezas y debilidades, las preguntas que harás, cómo la experiencia adquirida te ayudará en ese nuevo trabajo entre otros aspectos más. No te preocupes si sientes nervios durante la entrevista, solo recuerda que te has preparado para ese momento y que tienes todo bajo control.


Para tener mayor éxito en la entrevista de trabajo, la preparación previa es un factor importante. Así que, antes de acudir a una entrevista haz todo lo necesario para tener una buena preparación, tu curriculum tendrá una mejor presentación, darás respuestas más certeras y concretas, tu lenguaje corporal será el adecuado, controlarás los nervios y destacarás entre los demás

También te puede interesar 
Errores en una entrevista de trabajo
 
 Recuerda compartir y seguirnos en las redes sociales.
sígueme en Instagram siguenos en Twitter siguenos en facebook

Comentarios